BIO

Chufas BIO - Chufas de cultivo orgánico

Chufas en calidad ecológica certificada

El cultivo de las chufas ecológicas en las latitudes donde estamos trabajando es arduo, pero aún así vamos a contaros algunos secretos sobre el proceso...

CHUFAS BIO: Plantado

La fecha de inicio del plantado de las semillas es variable, ya que depende directamente del agua de lluvia, que es la única fuente de irrigación a la que podemos acudir dado que no hay pozos ni acuíferos cercanos de donde poder extraerla. Habitualmente el periodo de lluvias dura alrededor de 4 meses y llueve casi a diario. Empieza en el mes de Junio, por lo que es la época en la que empezamos a plantar, dado que previamente el terreno no está suficientemente húmedo para poder introducir las semillas.

Habitualmente se planta en un terreno completamente plano sobre el cual se han hecho previamente caballones para favorecer los posteriores riegos. La separación entre caballones es aproximadamente de unos 60 cms. y las semillas se plantan manualmente. La distancia de separación entre semillas oscila entre los 15/20 cms. y la profundidad a la que se plantan las mismas es de alrededor de 8 cms. El ratio normal de chufas utilizadas para simiente está entre 200 a 300 Kgs. de tubérculos/ha.

CHUFAS BIO: Cuidado del cultivo

Tras la plantación, y una vez la planta haya empezado a recibir agua, surgirán los primeros brotes de chufa. Es importante que la lluvia se de bien, cosa que desgraciadamente cada vez se da menos debido al calentamiento global, para que los tubérculos se desarrollen bien. También es necesario que estemos atentos a las malas hierbas que puedan surgir durante el cultivo, ya que aprovecharán los nutrientes del terreno y harán que las chufas pierdan tamaño, por lo que es conveniente limpiar el campo de estas malas hierbas semanalmente.

Normalmente el campo se debe haber abonado correctamente antes de la fase de plantado de las semillas, utilizando únicamente abonos naturales como el estiércol o el compost, dado que así el terreno recupera sus nutrientes. Tampoco está de más abonar un poco cuando la planta está empezando su ciclo, ya que iremos regenerando los nutrientes del campo al tiempo que el tubérculo los va requiriendo.

Es muy importante plantear un sistema de rotación de cultivos, de hecho en Tigernuts Traders, S.L tenemos nuestro propio sistema de rotación de cultivos preparado a cuatro años vista, lo que asegurará la fertilidad del terreno en futuras cosechas y reducirá drásticamente el riesgo de plagas sobre las mismas. Dentro de las rotaciones de cultivos es muy importante introducir siempre cultivos autóctonos y plantas leguminosas, que nos ayudarán a fijar el nitrógeno al terreno. Asimismo, podremos utilizar las leguminosas para producir abono verde (cultivos de vegetación rápida, que se cortan y se entierran en el mismo lugar donde han sido sembrados y que están destinados especialmente a mejorar las propiedades físicas del suelo, a enriquecerlo con un "humus joven" de evolución rápida además de otros nutrientes minerales y sustancias fisiológicamente activas, así como a activar la población microbiana del suelo) en algunas parcelas.

CHUFAS BIO: Secado de la planta

Cuando la planta de la chufa llega al final de su ciclo, aproximadamente unos 5 meses, esta se muere, quedando los campos completamente secos. Nuestros operarios utilizan la hoz para cortar las matas, utilizando estas mismas para hacer compost o para hacer techos en las cabañas de los pueblos vecinos, como se hacía antiguamente en las barracas de Valencia.

CHUFAS BIO:Recolección

Una vez los campos se encuentran completamente limpios toca recoger los frutos que con tanto cariño se han cultivado. Este es un proceso completamente manual, evitando así los vertidos eventuales que pueda arrojar al suelo cualquier maquinaria a motor y fomentando el trabajo entre los poblados circundantes a la explotación agrícola. Mediante azadas se van sacando los granos del suelo, que posteriormente se llevan al almacén donde se hace una primera limpieza para separar la tierra de la chufa.

CHUFAS BIO: Lavado

El lavado es el proceso que va inmediatamente después de la recolección, y es donde se termina de separar la tierra de la chufa. Mediante este proceso también se eliminan otros productos no deseados, como son las pequeñas piedras, palos o incluso las chufas vacías.

Se realiza utilizando grandes lavadoras que son capaces de procesar más de 4.000 Kgs/hora y el proceso puede durar unas 2 horas.

En Tigernuts Traders, S.L hemos desarrollado un sistema de lavado por el cual podemos reciclar el agua, sin usar ningún tipo de agentes tóxicos, y así reducir drásticamente el consumo masivo de este tan preciado bien.

CHUFAS BIO: Secado

Posiblemente este es el proceso más importante de todos los que se realizan al producto, dado que mediante este proceso se conferirá al producto las propiedades finales. La chufa al salir del campo es casi completamente agua y almidón, y estos componentes deben ir transformándose para convertirse en las grasas del producto que es lo que finalmente le da su sabor característico.

Es un proceso completamente natural, realizado bajo la luz directa del sol, y mediante el cual hay que ir “girando” las chufas para que se sequen uniformemente. Es muy recomendable que exista una corriente de aire que ayude a bajar la humedad del producto, pero aún así es un proceso que llega a durar hasta 1 mes.

BIO product
BIO - 100% ORGANIC
Comité Agricultora Ecológica Comunidad Valenciana - ES-VA-AE
Agricultura Ecológica

Algunos de los otros productos de Tigernuts Traders

Chufas
Chufas peladas
Harina de chufas
Horchata de chufas
Aceite de Chufas
Carpas y Chufas